La escandalosa frase en el discurso de Bashar Al Asad

Mohamed Krichen es uno de los iconos del periodismo árabe

Mohamed Krichen

Independientemente de lo que está sucediendo en Siria Bashar Al Asad ha pronunciado una frase sin precedente para un jefe de Estado acerca de su país. Aunque se haga todo tipo de análisis al discurso de Asada, es inevitable pararse en la afirmación que hizo en su último discurso cuando sostuvo «Siria no es para los que la habitan o los que lleva su nacionalidad, Siria es para usen la defiende»

Cuando se intenta buscar la contextualización o la matización de estas palabras por la prensa afín a Damasco sorprende la completa omisión que se ha practicado, como si Bashar Al Asad nunca pronunció dichas palabras. ¿Se trata de pura casualidad? En principio cuesta creerlo porque es muy difícil que el portal del canal Al Mayadeen (afín a Teherán y Damasco) ni el periódico Assafir (Pro sirio) o Al Akhbar (cercano a Hizbolá) no se hayan hecho eco de las palabras de Asad, alguien que en teoría debería defender a su país y a sus ciudadanos, pero  sí tuvieron repercusión en los medios de comunicación de medio mundo.

Una afirmación de  jefe de Estado que en la práctica se traduce en su entrega de la defensa de su régimen (y no su país para ser precisos) a un grupo de países y fuerzas extranjeras a cambio no duda en retirar la nacionalidad y la pertenencia a aquellos que han optado por el camino de la oposición, una oposición que en el mejor de los casos les ha costado el desplazamiento y el  exilio para los que han tenido suerte y se han librado de sus barriles explosivos que caen todos los días sobre las ciudades y aldeas sirias.

Cuando uno navega en el portal de Al Mayadeen rápidamente se encuentra con el énfasis que este portal hace en las palabras de Asad referentes a su agradecimiento a las partes que le han apoyado dese que empezó la crisis sin mencionar la polémica frase. El portal ha asegurado que “agradeció a todos los países que respaldaron a Siria sobre todo Irán que ha ayudado a que el pueblo sirio resista con su experiencia militar, además de agradecer a la resistencia libanesa (nombre por el que es famoso Hizbolá) que luchó con el ejército sirio” mientras Assafir, a parte agradecer a Irán y elogiar lo que denomina su resistencia y su triunfo con la firma del acuerdo nuclear, señaló las palabras de Asad cuando agradeció “el apoyo de los amigos rusos y chinos, además de la resistencia libanesa que ha luchado con nosotros con cuerpo y alma”. El presidente sirio enumeró, según afirma el diario libanés Assafir, aquellos países que han tenido una posición equilibrada en el tema sirio como es el caso de los países agrupados bajo el acrónimo BRICS e Irán que brindó el apoyo económico, militar y político, puesto que la lucha no es incumbe a Siria exclusivamente sino que se trata de la lucha de todo un eje bien integrado.

El apoyo fue brindado por Rusia también, que junto con China fueron claves a la hora de evitar que el consejo de seguridad de naciones unidas se convirtiera en un arma para amenazar a los pueblos, además (Rusia) tuvo varias iniciativas constructivas, según el mismo periódico.

En cambio Al Akhbar, del discurso del presidente sirio, seleccionó las palabras que van en la misma dirección que lo anterior, sin caer en la mención de la frase prohibida y centró en la expresión “otros ejércitos vinieron de otros países para ayudar al ejército sirio” en clara alusión a los militares de Irán “y para ser claro tengo que decir que Irán ha suministrado apoyo militar y nuestros fieles hermanos en la resistencia libanesa han luchado con nosotros hasta las últimas consecuencias e hicieron todo lo que pudieron, incluso llegando al martirio”.

La omisión de todos los medios de comunicación afines al eje de iraní y su negativa a hablar de la frase crucial del presidente Al Asad, donde estableció, según sus propias medidas, quien pertenece a Siria y quien no es algo que difícilmente se puede explicar por la casualidad o por el mero  hecho de que se centraron en los más importante del discurso. Lo más seguro, a menos que en los próximos días se demuestre lo contrario, es que estos medios de comunicación que siempre han entonado las mismas melodías enronadas por Siria e Irán en la zona y en el mundo han decidido no referirse a dicha frase de manera consciente y la decisión fue la misma en todos los casos. Puede que alguna instancia siria que financia haya intervenido o simplemente su criterio político y su profesionalidad han resuelto en no mencionar la frase de Bashar Al Asad y centrarse en el resto del largo pomposo y hueco discurso.

De lo mejor que se ha escrito sobre lo peligroso que puede llegar a ser la frase de Bashar Al Asad, omitida por todos estos medios, es lo que ha escrito el periodista sirio que vive fuera de su país comparando las palabras de Bashar Al Asad con las de Abu Mohammad al-Julani líder del frente Al Nusra.

El ultimo dijo en una entrevista televisada  que los combatientes extranjeros en Siria son “una línea roja que nadie puede tocar” algo que comparto el “estado islámico” y otras organizaciones del estilo. Mientras, todo lo que dijo Bashar Al Asad (según el periodista sirio) es algo que todo el mundo sabe, solo despejó las dudas ante aquellos que recelan de la presencia iraní y otros afirmando que “la patria es para quien la protege independientemente de su nacionalidad”

Cuando la lógica de Bashar Al Asad coincide con la de sus adversarios en este punto, a pesar de todo lo que les separa, podemos entender por qué se ha omitido la famosa frase, porque simplemente es un Escándalo.

Mohamed Krichen es periodista y presentador de noticias en el canal árabe aljazera

Este artículo fue publicado en el diario Al quds al arabi el día 28/07/2015

Traducción de  Hamid Bellahcene

[news_list show_more=»on»]

 

Share on Facebook