El clásico que fracturó al Real Madrid

Florentino Perez

Fath El Hamzaoui

Hace pocos días Iñigo Errejón escribía un artículo desapercibido donde se postulaba por Real Madrid, colgó el discurso político por las botas de fútbol, como madridista y  en los tiempos de peligro contra un Barça que venía dando la sensación de campeón desde lejos, Errejón  pedía lo que le faltaba a Cataluña,  la unión con los demás. Hablaba de fútbol como instrumento para unir, tras el clásico se ha cumplido uno  de sus deseos, y es que no haya empate, pedía  la victoria del Madrid tras las declaraciones de Pablo Iglesias que se sentía culé.

Florentino Perez
Florentino Perez

Los amantes del fútbol poco caso han hecho a las políticas de Artur Mas y de Rajoy, ningún apostaría por un país sin el clásico, y a pesar de todo tras el partidos, las fisuras no han llegado a proyectarse en el equilibrio regional político del país, sino en la dirección del presidente del club blanco. Florentino Pérez ha visualizo en la rueda de prensa de ayer su preocupación y la crisis del Real Madrid tras la derrota en el Bernabéu contra un Barça que ha enamorado inclusos a los aficionados madridistas, se han visto pañuelos blancos y peticiones de aficionados de la dimisión del presidente. Algunos han culpado a la organización del entrenador Rafa Benítez, al que ha defendido Florentino en sus declaraciones pidiendo que se le deje trabajar que seguro que llegarán los triunfos.

Otra crisis según los medios es la brecha abierta entre Cristiano Ronaldo y Rafa Benítez, parece ser que existen pocos apoyos mutuos, algunos periodistas apuntan al desgaste de Ronaldo.  Ayer  aprovechando este revuelo mediático hackearon la cuenta del Facebook de Di María  y publicaron la nota que afirmaba “Pronto mi amigo Cristiano”.  La mujer de Di Maria ha confirmado que no es su cuenta oficial.

Una crisis que no permitirá la  escisión de Cataluña porque los clásicos siguen gustando, emocionan y sobre todo son sueños cumplidos, al menos para Errejón, no ha habido un epate, posiblemente no era el sueño perfecto pero habrá más seguramente.

[news_list show_more=»on»]

Share on Facebook