Los hackers provocan crisis en la diplomacia qatarí

Las autoridades qataries han confirmado que La Agenia Qatarí de Noticias sufrió un ataque informático  ayer por la noche lo que ha llevado a los atacantes a publicar información falsa y atribuir declaraciones al Emir del país, el jeque Tamim bin Hamad Al-Thani.

En lo que parece un hackeo confirmado por las máximas autoridades del país, la página web de la agenia statal de noticias, así como su cuenta en la red social Twitter publicaron una serie de noticias y declaraciones supuestamente del jefe de Estado en las que se mostraba amable con Irán e Israel y crítico con algunos países del Golfo, lo que ha desatado una ola de reacciones en la prensa de los paises árabes del Golfo. Unas reacciones que no han tenido en cuenta el comunicado del ministerio de exteriores de Qatar ni el comunicado de la agencia estatal de noticias donde se desmentía la información.

Entre los temas que supuestamente trató el gobernante de Qatar en la declaración estaban el conflicto palestino-israelí, las relaciones estratégicas con Irán y los comentarios sobre Hamas.

Hubo también presuntas comentarios negativos  sobre la relación de Qatar con la nueva administración del presidente estadounidense Donald Trump.

En medio de la confusión, Doha dijo que la declaración que había aparecido en su sitio web y que se atribuía al gobernante del país era completamente falsa.

«El sitio web de la Agencia de Noticias de Qatar ha sido hackeado por una entidad desconocida», informó la Oficina de Comunicaciones del Gobierno en un comunicado.

La oficina de comunicaciones añadió que se iniciaría una investigación sobre la vulneración de la seguridad de la agencia.

La «declaración falsa»  afirmó que las declaraciones del emir tuvieron lugar ayer martes, dos días después de que el líder de Qatar y Trump se reunieron en Arabia Saudita como parte de la reciente visita del presidente a Oriente Medio.

Los comentarios sobre la la agencia de noticias  fueron recogidos e informados por los organismos de radiodifusión en la región, incluidos algunos en los Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudí.

Por otro lado, la cadena de televisión Al Jazeera también informó que la cuenta de Twitter de la QNA había sido hackeada y «falsos» informes de que Qatar estaba retirando embajadores de varios países de la región fueron negados posteriormente.

El ataque a la agencia de noticias oficial de Qatar se produce pocos días después de que Doha declarara que había sido víctima de una campaña de difamación orquestada por su supuesto «apoyo» al terrorismo.

Doha ha enfrentado críticas en algunos sectores por su apoyo a los grupos rebeldes que combaten al presidente sirio, Bashar al-Assad.

Además, en las últimas semanas, poco antes de la visita de Trump,  Qatar ha sido acusado de financiamiento de terror en artículos que han aparecido en los medios de comunicación estadounidenses.